Scroll to Content

Europa está llena de ciudades con magia, con mucha historia a sus espaldas y algunas de ellas son el romanticismo en persona. Si este verano estás pensando en conocer alguna ciudad europea que aún no habías descartado de tu lista y no sabes cuál marcar como próximo destino, aquí te damos algunas ideas. ¡Toma nota y pon rumbo a un nuevo lugar por descubrir!

La belleza salvaje del norte de Europa

Islandia

Es un destino perfecto para aquellos viajeros que prefieren lugares poco masificados y que tienen como premisa disfrutar de una naturaleza salvaje acompañada de auroras boreales. Desde una visita a su volcán de nombre impronunciable (Eyjafjallajökull) hasta una ruta por los géiseres más impresionantes. Además de pueblos pesqueros de postal, impresionantes glaciares y parques naturales o su gran urbe y capital, la ciudad de Reikiavik.

Finlandia

Es otro destino norteño perfecto para los amantes de lugares en los que no pasar calor en verano y así huir del típico turismo en temporada estival. Allí podrás conocer la misma morada de Papá Noel, si te acercas a uno de los puntos más al norte del país. En Laponia, conocerás un poblado navideño y podrás disfrutar de un paseo en trineo llevado por renos. Recuerda que las saunas finlandesas son un ritual común allí, así que no te pierdas esa experiencia al lado de alguno de sus lagos completamente helados.

Noruega

Esta es otra de las ciudades que te recomendamos en el norte de Europa. Los cruceros por los fiordos noruegos son cada vez más demandados debido a la gran belleza de esos accidentes geográficos tan característicos. Además, puedes aprovechar la oportunidad para conocer su capital, Oslo, y visitar alguno de sus museos pintorescos, como el dedicado a los barcos vikingos.

El sur de Europa y su buen clima

Portugal es un destino desconocido para muchos y que no debería seguir siendo así. Así que si ya has pensado “voy a estrenar mis gafas del estilo Roosevelt“, este es un país perfecto, por su buen clima y las muchas horas de sol que te esperan en ciudades como Lisboa, su capital. La luz que te encontrarás en una urbe llena de melancolía y edificios bellos te deslumbrará, aunque también lo hará su bulliciosa vida nocturna en lugares como Bairro Alto.

Ciudades de cuento en Centroeuropa

Las ciudades del centro de Europa se caracterizan por ser pequeñas y accesibles, llenas de encanto y muy románticas gracias a la arquitectura que las caracteriza. Son destinos perfectos para combinar en una gran ruta en la que descubrir varios países. Por ejemplo, República Checa, Eslovaquia y Hungría es un combo perfecto.

En Chequia, adéntrate a conocer el país más allá de su capital, Praga. Su región de Bohemia o ciudades como Brno u Ostrava también tienen mucho que ofrecer. En Eslovaquia, no te vayas sin recorrer las calles de su capital, Bratislava, una pequeña ciudad que parece sacada de un cuento. En Hungría, Budapest, su capital, te ofrecerá un amplio abanico de experiencias termales y culturales.

Written by:

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies